Internacional

REPRESIÓN EN COLOMBIA

Dilan Cruz, joven asesinado por la Policía de Duque, símbolo de las protestas en Colombia

Tenía apenas 18 años. Había sido golpeado por una bomba aturdidora en la cabeza. El repudio se hizo sentir en muchas ciudades y también en las redes sociales.

Martes 26 de noviembre | 12:00

En Colombia no han cesado las manifestaciones y protestas a la par de la represión que ha venido actuando salvajemente saldándose ya varios muertos y heridos, además de centenas de detenciones. Pero la muerte de joven que recién terminaba la secundaria, Dilan Cruz, en Bogotá se ha puesto en el centro de la atención política nacional.

El estudiante participaba de una marcha el sábado a inicio de la tarde, el tercer día de la jornada histórica que había vivido el país el jueves. El momento fue captado en videos, y se desarrolló justo cuando un pelotón del temido Escuadrón Móvil Antidisturbios (ESMAD, una unidad especial de la Policía Nacional de Colombia), reprime salvajemente para impedir que una marcha llegara al centro de la ciudad, específicamente a la Plaza Bolívar, el centro político del país.

Te puede interesar: Colombia: jornada histórica tras décadas de imposición neoliberal y terrorismo de Estado

Es claro el momento que un integrante de la escuadra del ESMAD dispara directamente a donde se encontraba el estudiante. Luego los gritos “le dieron, le dieron”. Dilan se desploma sobre el asfalto cuando el proyectil disparado se incrustó en la parte posterior de su cabeza, dejándolo inconsciente. Todos los medios reportan que el cuerpo de represión y el estudiante no superaba los 30 metros –el joven se había quedado rezagado del resto de sus compañeros-, en un acto claramente no para “intimidar” ni “persuadir”, sino para causar un hecho fatal, pues se le apuntó a la cabeza.

La noticia de su muerte se dio a conocer este lunes a las 22 horas (hora de Colombia) luego de que el joven estuviera en terapia intensiva durante tres días, convirtiéndose en la primera víctima mortal de la jornada de manifestaciones en Bogotá.

Hipócritamente Iván Duque salió a "lamentar" el hecho. Pero no se trató de un exceso, es todo un accionar de un arsenal represivo que se preparó y organizó días antes de la jornada del paro nacional y movilizaciones, que llegó a incluir en cierre de fronteras y la alerta máxima en el Ejército, cuyos integrantes tuvieron la orden acuartelarse.

La muerte del joven ya se ha convertido en una crisis política importante. La Oficina en Colombia de la Alta Comisionada de la ONU pidió a la Fiscalía que se aclaren las responsabilidades por la muerte del joven. "No debe haber impunidad", señaló en un mensaje publicado en redes sociales.

Más duras fueron las órdenes a la Policía Nacional y su escuadrón asesino del ESMAD, quienes iban a estar encargados en un primer momento de la represión que, en caso de ser desbordada, entraría el ejército. Pero el ESMAD no es un órgano cualquiera de “disuasión”, es un órgano de represión entrenado para matar. Por eso, en el caso de Dilan, versiones extraoficiales han dicho que el proyectil empleado fue una bala “recalzada” y la distancia no es un hecho menor.

El día de fallecimiento de Dilan Cruz, era el quinto de protestas en todo el país. Y justo, este lunes, fueron las mujeres que ocuparon el centro de las manifestaciones. Este día se integraron dos causas: el paro nacional y el rechazo a la violencia contra las mujeres, que se dio en el marco de la conmemoración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

Mientras tanto, las movilizaciones y protestas continúan, centrales sindicales ya hablan de paro indefinido. Aunque se el gobierno, más débil de una situación en la que venía en baja popularidad por sus planes de ajuste y toda su política uribista, ha convocado a “conversaciones” con “todos los sectores”. Pero aún está por verse si la situación en Colombia pueda ser contenida, y el asesinato de Dilan Cruz, ahora considerado el símbolo de las manifestaciones puede ser un disparador más de que éstas se potencien en vez de disminuir.

El reclamo por justicia y el repudio al asesinato de Dilan se hizo sentir en las redes sociales y por medio de numerosas manifestaciones.

En desarrollo






Temas relacionados

Dilan Cruz   /   Iván Duque   /   Colombia   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO