Mundo Obrero Estado Español

SEAT CORONAVIRUS

ERTE en SEAT a 14.770 trabajadores: “Sólo la empresa debe pagar las consecuencias y el 100% de salarios”

Entrevistamos a Diego Rejón, de la Federación del Metal de la CGT y trabajador de la fábrica automotriz SEAT. Tras la crisis de coronavirus la patronal anunció un ERTE que afectaría a 14.771 personas de las 14.812 que componen la plantilla de todos los centros de Seat.

Cynthia Lub

Barcelona | @LubCynthia

Miércoles 18 de marzo | 15:25

¿Cuál es tu visión de toda esta crisis y cómo está afectando en esta fábrica?

Vemos que hay nuevamente como en la crisis de Lehman Brothers, una instrumentalización para hacer un ajuste de tuercas a la clase trabajadora. Van haber miles de Expedientes de Regulación de Empleo y fórmulas peores como el despido directo.

Unas 1480 personas no pudieron ir a trabajar a la fábrica el viernes 13 de marzo. Unos por tener a sus hijos en casa por el cierre de los colegios y otros por la gran cantidad de gente de la SEAT que vive en Igualada, en cuarentena desde ese día.

En ese momento muchos trabajadores le empezaron a plantear a la empresa que debía cortar la producción porque el riesgo sobre nuestra salud era inminente, cualquiera se puede contagiar y contagiar a gente vulnerable.

Así y todo, la patronal mantuvo la producción. Hasta que el viernes anunció que el lunes no se trabajará pero solo los sectores de producción, aproximadamente unos 8.000 trabajadores. Pero mantenimiento y los sectores técnicos, así como los centros de El Prat y el de Zona franca con unos 1.100 trabajadores cada uno, deben seguir trabajando.

¿Cuál es la situación de exposición de los trabajadores en la fábrica frente al coronavirus?

Se dieron situaciones estrambóticas. Cada jefatura ha dicho una cosa y ha hecho lo que le ha dado la gana generando una situación de indefensión. Y se sigue poniendo en riesgo la salud de la gente, por más medidas de prevención que dicen que se toman, no se está tomando ninguna seriamente. Hay gente que tiene que trabajar con mascarillas desechables toda una semana porque dicen que no hay otras mascarillas.
Para ellos la economía no se puede parar, aunque sea a costa de nuestra salud. Esta es la contradicción del capitalismo.

¿Cómo afecta la política de la patronal respecto al ERTE anunciado?

Si la empresa plantea que no tiene piezas para trabajar y por eso nos manda a un ERTE, no tiene justificación. Eso es un paro técnico, y el trabajador no tiene que salir perjudicado y debe cobrar su sueldo. Si plantea que es por la crisis sanitaria, para garantizar la salud de la plantilla, como debería ser, para garantizar la vida de las personas, se debería parar la producción mientras esto no afecte al salario, a la jubilación o el paro de los trabajadores y trabajadoras. Hay que buscar soluciones de emergencia en una situación de emergencia.

Por ejemplo como en Nissan sí que tienen material, nos han dicho que ahí si seguirían trabajando salvo algún día. No les importa en absoluto la salud de los trabajadores y trabajadoras. Lo único que les importa son sus beneficios.

En todos los centros de trabajo con amenazas de EREs o ERTE ¿No habría que plantear prohibirlos y que la empresa y no el Estado se haga cargo del pago de salarios?

Es así, sí, habría que prohibirlos. Y si es necesario parar la producción, que se haga sin afectar las condiciones salariales. Como te decía antes, cuando fue la crisis del 2008 se aprovechó para atacar a la clase trabajadora y rescatar a los bancos y a los empresarios. Y hoy, para algunos trabajadores el ERTE es un mal menor y lo prefieren al ERE o despidos, lo cual es terrible. Porque el ERTE es parte de la legislación que utiliza la patronal después de la Reforma Laboral del 2012, que también habría que derogar.

La CGT hemos planteado que la empresa sigue planteando que la causa del paro es la falta de materiales, el ERTE no tiene ninguna justificación. Y sólo la empresa debe pagar las consecuencias con un paro técnico pagando el 100% del sueldo por todos los días de paro.

Como decimos en el comunicado de CGT: “Cualquier solución debe ser también para las miles de personas que trabajan cada día en Seat en las empresas de ETT y en las empresas subcontratadas. No podemos aceptar de ninguna manera que la empresa aproveche este ERTE y una negociación paralela que aumente la flexibilidad para recuperar las producciones a base de un nuevo sobreesfuerzo de la plantilla, tras el final de esta crisis sanitaria”.






Comentarios

DEJAR COMENTARIO