Juventud

EDUCACIÓN

Educación prepara un título de FP de Tauromaquia

El proyecto, que ha llenado de indignación las redes sociales, incluye criterios de evaluación como la “colocación de banderillas” o la “eficacia y pureza en la suerte de matar”, en un año en el que la protesta antitaurina ha cobrado especial fuerza.

Martes 20 de octubre de 2015

Manifestación antitaurina en Zaragoza. Fotos: Christian Joven

El borrador, presentado por el Ministro de Educación del PP, Íñigo Méndez de Vigo, se debatirá en la conferencia sectorial en la que el Ministerio convoca a las comunidades autónomas. Se trata de ‘Tauromaquia y Actividades Auxiliares Ganaderas’, un título de Formación Profesional Básica incluido dentro de la rama “agraria” que consiste en 12 módulos y 2.000 horas de formación y ofrece “salidas” como banderillero, matador de novillos, pastor o picador.

En el texto a debatir se precisan algunos contenidos como la relación de maniobras y pases con el toro, la forma de clavarle banderillas, el cuidado y mantenimiento del traje, conocer la historia los objetos y liturgia relacionados con la tauromaquia o aprender a matar al animal de forma “eficaz”. Esta titulación se impartiría en institutos de todo el estado y en colaboración con escuelas taurinas.

Más allá de concebir la tauromaquia como el intento de convertir en un “espectáculo” el asesinato y la tortura de animales en un estadio, el borrador del proyecto hace una defensa de esta sanguinaria tradición digna de los enriquecidos empresarios y toreros que la promueven.

Así, en el texto se afirma que “la tauromaquia es una manifestación artística desvinculada de ideologías que forma parte de la cultura tradicional y popular. El futuro de la tauromaquia está ligado a su consideración como parte esencial del Patrimonio Histórico, Artístico, Cultural y Etnográfico de España”.

Nada más lejos de la realidad describir la tauromaquia como un mundo “desvinculado de ideologías”, ya que se trata de un negocio millonario que trata de justificarse en su larga existencia, y durante el franquismo fue un característico instrumento de propaganda del régimen al estilo del “Pan y circo” que satirizaba Juvenal.
El texto prosigue argumentando que “la fiesta de los toros y los espectáculos taurinos populares están sujetos a constante evolución, sin que se puedan hacer conjeturas sobre de qué manera se adaptarán a las sensibilidades cambiantes de nuestros tiempos u otros venideros”.

Sin embargo esas “sensibilidades” se traducen en un rechazo a la tauromaquia por amplios sectores de la sociedad, que ya han llevado a su prohibición en Canarias o Cataluña, y a la posibilidad de que suceda en Baleares y Comunidad Valenciana.
La noticia, que se ha extendido como la pólvora por las redes sociales, también ha suscitado las declaraciones de algunas figuras políticas, como Silvia Barquero, del Partido Animalista PACMA que manifestó que “no queremos una España en la que un niño de quince años estudie con dinero público cómo torturar y maltratar animales” y afirma que el proyecto "ridiculiza nuestro sistema educativo y ofende al grueso de los ciudadanos que se declaran contrarios a la tauromaquia".

La Formación Profesional ha sido tradicionalmente un camino más directo a la precariedad laboral para la juventud, en muchas ocasiones asociado a no poder pagarse los materiales y los títulos que suponen continuar los estudios por el Bachillerato. También es común que a estos estudiantes se les haga trabajar durante un tiempo sin cobrar, bajo el nombre de prácticas.

Con la aplicación de la LOMCE, se añaden grados previos a la FP tradicional que suponen no obtener el título de Secundaria, como lo sería éste de Tauromaquia. Hasta ahora las escuelas taurinas no tenían una validez académica, la cual se les pretende equiparar con otras FP Básica que forman en profesiones, como tratamiento de la madera, jardinería, cerámica o cocina.

Para contextualizar este proyecto, debemos enmarcarlo en unos años de recortes en educación y luchas estudiantiles y de trabajadores del sector educativo defendiendo sus derechos y por una educación pública de calidad, frente a la aplicación de la LOMCE.

Unos años en los que este gobierno viene degradando la educación pública y financiando cada vez más la privada y la concertada, en los que cada vez más estudiantes son expulsados de sus estudios por no poder pagarlos, en los que al calor de la crisis capitalista, aumenta la precariedad laboral y el paro, especialmente entre la juventud.

Pero también, en estos últimos años se ha intensificado el debate y la movilización contra la tauromaquia por parte de asociaciones en defensa de los animales, como hemos visto en episodios como las protestas año tras año contra el maltrato y la muerte del Toro en Tordesillas en el llamado Toro de la Vega, siendo la última edición especialmente polémica, ya que se soltó al toro hacia los posteriormente agredidos activistas antitaurinos ante la mirada impasible de la Guardia Civil.

El rechazo a este acto, convertido en un símbolo de barbarie y crueldad contra los animales, reunió a decenas de miles de personas en Madrid el pasado 12 de septiembre. También el pasado 11 de octubre se manifestaron en Zaragoza más de 4500 personas contra las corridas de toros durante las fiestas del Pilar.






Temas relacionados

Toro de la Vega   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO