Juventud

MADRID UNIVERSIDAD

Elecciones a Rector en la UAM: terminemos con el antidemocrático régimen de la casta universitaria

El próximo 4 de mayo tendrán lugar las elecciones a Rector de la Universidad Autónoma de Madrid. Para terminar con el antidemocrático régimen universitario, impulsemos la elección directa (una persona = un voto) del Rector y de todas las autoridades universitarias.

Martes 4 de abril | 19:12

Quizás no sepas, pese a que seguramente seas estudiante, profesor, investigador o trabajador de la UAM, que el próximo día 4 de mayo se van a realizar elecciones a rector en nuestra universidad. Quizás tampoco conozcas el antidemocrático sistema de voto ponderado que rige estas elecciones. Que el voto de un catedrático equivale al de cuatro miembros del PAS, al de siete profesores asociados que imparten clase bajo condiciones de total explotación, al de nueve investigadores en formación o a la friolera de treinta y cuatro estudiantes de esta misma universidad.

Si no lo sabías probablemente no sepas tampoco que a los trabajadores y trabajadoras de la UAM, aquellos que preparan nuestra comida, limpian los pasillos y permiten el funcionamiento de los servicios en este campus, se les priva del derecho al voto. Que en las anteriores elecciones la participación entre la comunidad universitaria no llegó al 13%, siendo entre los alumnos de tan solo el 7,2%. O que el actual rector, José María Sanz, ha gobernado la UAM durante ocho años siendo el candidato menos votado en dos elecciones, con un 3% menos de los votos en los últimos comicios de 2013. En cualquier caso, seguramente percibas la relación entre estos hechos.

Es posible que conozcas la situación de las mujeres en esta universidad. Que a pesar de ser más del 60% de los alumnos, estudiantes de master y doctorandos totales poseen menos de un cuarto de las cátedras y menos de cuatro mujeres por cada seis hombres ocupan cargos en el gobierno de la universidad. Mientras tanto el trabajo de limpieza de las facultades recae completamente sobre mujeres en condiciones de absoluta explotación. Puede que ahora recuerdes las campañas vacías contra el machismo que se impulsan desde la Unidad de Igualdad de Género de la UAM.

Quizás también te vengan a la cabeza estos años de gestión del rector en contra de estudiantes y trabajadores y en favor de los intereses de las empresas privadas. La aplicación fiel de todos los planes de privatización y elitización de las universidades, el incremento del 66% de las tasas de matrícula, la privatización de los servicios en la universidad como es el caso de la reprografía o del servicio de deportes -que están actualmente en una dura lucha por la mejora de sus condiciones con coacciones y despidos por parte de la patronal- o los constantes intentos para invisibilizar al estudiantado como la reforma del reglamento de asociaciones conocido como “Mordaza UAM”.

Pero no nos engañemos, esta política de poner la universidad a los pies de los grandes empresarios va más allá de la propia figura de José María Sanz. Los demás aspirantes a rector se han ubicado en la misma trinchera de la continuidad de un régimen universitario completamente antidemocrático, que parece gobernado por una “casta medieval” que ha permitido durante años el desfinanciamiento, los recortes presupuestarios y ha aplicado las políticas privatistas, al mismo tiempo que se asfixiaba cualquier impulso creativo y transformador.

Ahora pretenden ser los sucesores que apliquen con la misma fidelidad la última vuelta de tuerca en la mercantilización de la universidad pública: la ley LEMES de Cristina Cifuentes y el PP. Ninguno de los tres candidatos representa una alternativa más inclusiva para estudiantes y trabajadores, porque en lo esencial plantean un mismo modelo producto de una casta universitaria en el poder que tiene muy clara su idea de lo que debe ser una universidad y no está dispuesta a negociarla.

Frente a su modelo, desde Armas de la Crítica planteamos una universidad radicalmente democrática a través de la elección directa del rector y de todas las autoridades universitarias bajo un sistema de voto universal directo (una persona = un voto) que incluya a los trabajadores del campus; la gestión del gobierno de la universidad con mayoría estudiantil, junto a profesores y trabajadores no docentes sin la presencia de empresarios ni de sus representantes; la mayoría estudiantil en los órganos de gobierno y la representación de los trabajadores en los mismos; el impulso de comisiones de género gestionadas por alumnas, trabajadoras y profesoras; la revocabilidad inmediata de todos los cargos y el impulso de candidaturas que se opongan a la legislación que atenta contra las universidades públicas, empezando por la LEMES.

Llamamos a todos aquellos estudiantes, trabajadores/as y profesores/as que compartan este punto de vista y no creéis en los mecanismos antidemocráticos que se han impuesto en la universidad a impulsar una gran campaña por la democratización de la vida universitaria. Por todo ello os proponemos construir entre todas y todos un espacio en el que decidamos como intervenir en las próximas elecciones. Para ello convocamos una asamblea abierta el próximo jueves 20 (después de las vacaciones de Semana Santa) a las 14 horas en el espacio que queda entre las facultades de Filosofía y Profesorado para luchar juntos por una alternativa en la que no seamos una minoría simbólica sino una mayoría decisiva.

¡Terminemos de una buena vez con el antidemocrático régimen de la casta universitaria!

Por la elección directa por sufragio universal (una persona = un voto) del Rector y de todas las autoridades universitarias.
Por la gestión del gobierno universitario con mayoría estudiantil, junto a profesores y trabajadores no docentes. Fuera empresarios de la gestión de la universidad
Por la mayoría estudiantil en todos los órganos de gobierno y representación de los trabajadores en los mismos.
Por Comisiones de Género gestionadas por las estudiantes, trabajadoras y profesoras.
Basta de camarillas y burocracias profesorales atornilladas a los sillones. Por la revocabilidad de todos los cargos bajo control de asambleas de estudiantes, trabajadores y profesores.
Contra la LEMES y demás leyes privatizadoras de la universidad pública.






Temas relacionados

Universidades públicas   /   Universidad Autónoma de Madrid   /   Madrid   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO