Política Estado Español

INVESTIDURA DE RAJOY

La mani de “Rodea el Congreso” pone en un brete a Podemos

El sábado habrá una mani de Rodea el Congreso con el lema “Ante el golpe de la mafia democracia”. Se reaviva la discusión interna de Podemos.

Guillermo Ferrari

Barcelona | @LLegui1968

Viernes 28 de octubre de 2016 | 17:27

Finalmente se ha autorizado la manifestación de “Rodea el Congreso” para este sábado al mismo tiempo en que se estará resolviendo la investidura de Rajoy. El lema de la Coordinadora 15S es “Ante el golpe de la mafia, democracia”. Se saldrá a las 18hs de la Plaza Neptuno, cerca del Congreso de Diputados, para acabar en la Plaza del Sol.

El Gobierno en funciones prepara un importante dispositivo policial para blindar la Cámara de Diputados. Mientras se consumará la reaccionaria Gran Coalición habrá unos 1.300 antidisturbios custodiándolos. Además habrá policía de diferentes lugares dando apoyo. Como se ve, la sede de la soberanía popular se protege de las manifestaciones callejeras.

Los organizadores denuncian “los movimientos de la oligarquía que han actuado en Ferraz primero y en el propio Congreso de los Diputados después”. Tanto PSOE, como PP, están tratando de blindar el tambaleante Régimen del 78. Un Régimen que se prepara para “continuar los ataques sociales y los nuevos recortes impuestos desde Bruselas ahora a través de la gran coalición encubierta”

La manifestación trata de expresar el malestar social ante la investidura de Rajoy con el apoyo in extremis del PSOE. Denuncia la existencia de varias mafias. El Rey, "la mafia de Nóos", el PSOE, "la mafia de los ERE", y el PP, "la mafia de la Gürtel", en referencia a los tres casos de corrupción.

Diferentes reacciones en Podemos sobre la Manifestación

Esta manifestación se da en un momento en que el grupo Podemos se encuentra inmerso en un debate sobre el rol de las instituciones y las movilizaciones. Por un lado está el sector liderado por Pablo Iglesias que plantea las movilizaciones como una forma de tener más poder en las instituciones del Régimen del 78. Por otro, Íñigo Errejón más enfocado en la vida interna de esas instituciones para poder transformarlas.

Algo de esto se vio en las diferentes formas en que los líderes reaccionaron ante la Manifestación de la Coordinadora 25S. Errejón señaló que "las movilizaciones sociales no corresponde convocarlas a los partidos". Incluso Errejón llegó a advertir “A ver si el día que el régimen hace la canallada nos ponemos a hablar de tres capuchas”. De lo cual se desprende que la manifestación es más bien un problema.

Por su parte Iglesias saludó a la manifestación y la considera saludable. Sin embargo, él no va a participar y anunció que quizás salga a saludar a los manifestantes. Para el líder de Podemos la clave de la tarea ese sábado pasa por las instituciones. Aunque no se sabe bien para qué, puesto que el golpe institucional está consumado como bien dice la Coordinadora 25S.

Más allá de las diferentes visiones de ambos dirigentes, ellos coinciden en que el cambio se hace a través de las instituciones. Solo que Iglesias cree que puede usar las movilizaciones para ello y así posicionarse mejor para las elecciones cuando toquen. Uno y otro se mete en el impotente juego institucional. Impotente para resolver las necesidades sociales que hace años arrastran los trabajadores y el pueblo.

Solo con movilizaciones se acaba con Rajoy

El curso político ha comenzado con una importante movilización en todo el Estado contra las reválidas franquistas que el exministro Wert y el Presidente Rajoy trataron de imponer usando su mayoría absoluta. Rajoy tuvo que reaccionar de inmediato con una paralización momentánea de las mismas. Seguramente buscará un pacto educativo con el PSOE y Ciudadanos.

Además, tenemos hoy mismo otra movilización en Madrid y otras ciudades denunciando el carácter completamente reaccionario de la investidura (mucho más de lo usual) que denuncia al PP y al PSOE por tratar de sostener un Régimen que se cae a pedazos.

No sabemos cómo será la próxima legislatura en cuanto a luchas y movilizaciones obreras. Pero parece que será más movida. La conjunción de un gobierno débil y a todas vistas corrupto con los ajustes que deberá afrontar para contener a Bruselas puede provocar el despertar del proletariado español. Esperemos que éste sea capaz de superar los estrechos límites que las direcciones burocráticas de CCOO y UGT le han puesto durante la primera legislatura de Rajoy.






Temas relacionados

Investidura Rajoy   /   Unidos Podemos   /   Política Estado Español   /   PSOE   /   Partido Popular (PP)   /   Mariano Rajoy

Comentarios

DEJAR COMENTARIO