Economía

DATOS OFICIALES

Baja un poco el desempleo en mayo, pero ya hay casi 4 millones de parados

A pesar de la vuelta al trabajo con la desescalada, elevándose el número de empleados, persisten dramáticamente los casi 4 millones de parados.

Carlos Muro

@muro_87

Martes 2 de junio | 17:17

En el Estado español se crearon, entre los días 1 de mayo y 31 de mayo, un total de 187.814 empleos, situándose el número total de ocupados en 18.584.176, si bien el efecto devastador que ha tenido esta crisis para el mercado laboral español aún se puede apreciar en los 26.573 parados más inscritos en las oficinas del SEPE, lo que deja el saldo total de demandantes de empleo en 3.857.776 personas.
En el mes de mayo el empleo ha tenido cierto balón de oxígeno con una subida de 200.000 empleos, como parte de las previsiones de una relativa recuperación del empleo solicitado por las patronales.

En los últimos 30 días, si lo analizamos por actividades económicas, cabe señalar el comportamiento de la construcción con 50.035 afiliados más (un 6,53%) y hostelería con 35.402 (3,17%). En cuanto al tipo de contrato en ese periodo, destaca el aumento de los afiliados con contrato temporal, que se incrementan un 2,95%, en 105.407 personas, frente a los indefinidos, que lo hacen un 0,45%, en 41.953. Respecto al comportamiento por comunidades, destaca especialmente Baleares, con un aumento de la afiliación del 4,34%; Castilla-La Mancha (del 2,79%) y Extremadura (que ha registrado un aumento del 2,66%).

Ahora bien, si se analiza el efecto de la pandemia por coronavirus en los tres meses (la evolución desde el 12 de marzo hasta final de mayo), se observa un saldo negativo de 760.082 afiliados. Ya hay 3,85 millones de personas inscritas en las oficinas públicas de empleo demandando trabajo.

La relativa recuperación del empleo no significa una recuperación completa del mismo, más bien este es un repunte a pesar de que muchos sectores van a verse despedidos tras el ERTEs. La situación es altamente compleja, como demuestra uno de los sectores más “estables”, como es el automóvil, que de los ERTEs han pasado a una serie de EREs y cierres como el caso de NISSAN. Las distintas patronales van a querer que los costes de la actual crisis del coronavirus la paguen los y las trabajadoras con paro, empeoramiento de las condiciones de trabajo y reducciones salariales.

El aumento de las ganancias individuales de los capitalistas del IBEX 35 está siendo a costa del empeoramiento de las condiciones de trabajo y salariales. A pesar del doble discurso del “gobierno progresista” y de medidas cosméticas como el aumento del 0.9% en las pensiones y el irrisorio aumento de SMI, los que más ganan siguen ganando cada vez más, mientras dejan a cientos de miles de familias sin trabajo.
En este contexto el reparto de las horas de trabajo sin reducción salarial es una reivindicación que cobra una urgencia notable, ya que resolvería una situación terrible para cientos de miles de trabajadores y trabajadoras en paro y en precariedad. Una situación que no puede prolongarse durante mucho tiempo. Hay que exigirles a los sindicatos burocráticos que rompan su subordinación al Régimen y llamen a la lucha por esta medida.






Temas relacionados

Desempleo   /   Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO