Política

Convocatoria

Construyamos una gran movilización contra el FMI, el ajuste a la educación y por la absolución de estudiantes procesados por luchar

Llamamos a movilizar el 7 de diciembre por la Absolución de las y los estudiantes de la UNC procesados por luchar. Asimismo, el 11 de diciembre estaremos en las calles uniendo todos los sectores en lucha contra quienes nos están ajustando, reprimiendo y judicializando.

Domingo 28 de noviembre de 2021

El próximo 7 de diciembre nos movilizaremos contra el juicio a las y los 27 estudiantes procesados por luchar. La pelea contra la judicialización de la protesta es fundamental para enfrentar la avanzada del Estado y de la Justicia, que quieren dar un mensaje disciplinador a las y los estudiantes que defienden la educación y a todas y todos los que defienden sus derechos.

El pedido de la sala para realizar el juicio en pleno enero por parte del juez federal Ricardo Bustos Fierro se hizo en el mismo momento en que se armaba el presupuesto educativo 2022. El cual propone un recorte muy importante que afecta de lleno a la partida universitaria, que representa el 60 % del presupuesto total de Educación de Nación. Al mismo tiempo, el pedido se da luego de las PASO. La justicia “leyó”el resultado electoral como un aval para acelerar la criminalización de la protesta, a partir del discurso y la agenda corrida a la derecha de las fuerzas políticas tradicionales -desde los libertarios pasando por Cambiemos, incluyendo a representantes del Frente de Todos, que recordemos puso a juan Manzur y Aníbal Fernández en su gabinete-.

Una confirmación de la avanzada en la criminalización de la protesta, es la condena contra los militantes que enfrentaron la reforma previsional de Mauricio Macri en el 2017. César Arakaki recibió una pena de tres años y cuatro meses de prisión y Daniel Ruiz de tres años, ambas de cumplimiento efectivo. Recordemos que esas jornadas abrieron una enorme crisis al gobierno de Macri que pretendía avanzar con reformas laborales y tributarias. Si bien pudo ajustar a jubiladas y jubilados, no pudo avanzar con su plan de conjunto gracias a la bronca popular que luchó en las calles.

La pelea por el derecho a luchar sin ser perseguidos, judicializados o condenados es elemental y nos debe reunir en las calles con el más amplio apoyo y solidaridad. Pero también nos obliga a pensar integralmente cómo se enmarca este ataque en un plan más general. Las instituciones del Estado, como la Justicia, van en sintonía con la política de los gobiernos de ajustar a las mayorías populares. Y se encuentran en una “preparación” de las mismas para acelerar los “castigos” a quienes den distintos ejemplos de lucha. Defender el derecho a la protesta ayuda a organizar formas de lucha más permanentes que no queden solo en esta pelea en particular y ayuden a enfrentar el plan de conjunto.

El gobierno nacional ataca a la educación priorizando el pago de la deuda al FMI

En este artículo de la Izquierda Diario Universidad: plata para el FMI, ajuste en educación analizamos el alcance del ajuste:

“(...) Guzmán presentó un nuevo presupuesto dibujado para el 2022. Se espera para este año un monto de $264.896 millones de presupuesto universitario, y para 2022 a las universidades nacionales irán $335.770 (artículo 12 del proyecto de ley). Esto significa un aumento de apenas 27%, por lo tanto, proyectando una inflación ficticia del 33%, la pérdida en términos reales es de 4,7%, que se suma a la del año en curso. En el medio, deja confusamente un monto de 75 mil millones de pesos que quedan como un fondo en disputa con los rectores radicales aliados al PRO. Una verdadera caja negra cuyo destino se decide a espaldas de miles de docentes, no docentes y estudiantes".

A su vez, en este artículo El recorte del Presupuesto Universitario, de Macri a Fernández Lucia Ortega aclara algo fundamental:
“Si se confirma la hipótesis de una inflación esperada en torno al 46% (REM-BCRA), el recorte proyectado alcanzará al 9 % en términos reales.”

En distintas facultades de la UNC hemos presentado en los Consejos proyectos de rechazo a este ajuste; muchas veces con la negativa de las autoridades y fuerzas oficialistas que se niegan a abrir este debate entre las y los estudiantes, docentes y no docentes. Hemos sido la única voz que denunció lo que está pasando.

Las federaciones estudiantiles y los centros de estudiantes lejos de impulsar esta discusión para enfrentar el presupuesto de ajuste del 2022 y el ataque a la educación pública, juegan cada uno su rol para evitar el debate abierto, la organización y la movilización. De la misma forma que no se movilizan pidiendo la absolución de los estudiantes procesados por luchar acá en Córdoba. En las últimas elecciones de la UNC, la pelea por la Absolución y por mejor presupuesto fue eje sólo en las listas de la izquierda mientras el resto de las organizaciones se proponía para administrar los escasos recursos que tiene la Universidad.

¿Cómo podemos estar más fuertes para lograr que nuestras conducciones estudiantiles se movilicen por nuestros derechos? ¿De qué manera podemos enfrentar, en mejores condiciones, el ajuste a la educación pública? ¿Qué otros sectores están sufriendo las consecuencias de las mismas políticas de ajuste y como nos podemos unir? Estas son preguntas que creemos importante pensar y responder.

Hace falta unir las distintas luchas para pelear en mejores condiciones

Así como las y los 27 estudiantes procesados por luchar no son los únicos perseguidos y judicializados, -estudiantes de otras provincias, ambientalistas, militantes y trabajadores también lo sufren. El ataque al presupuesto universitario y a la educación no es el único. Se prevé un recorte en muchas áreas para “reorganizar” el gasto en función de lo que pida el FMI, como la reducción del déficit fiscal que implica ajustes en el gasto público; “corrección del dólar” que significa devaluación y por ende degradación del salario; quite de subsidios a las energéticas que significan tarifazos e inflación que implican más ataques aun para las mayorías populares, la clase trabajadora, la juventud desocupada o precarizada, y las mujeres que somos las más afectadas por la crisis.

El plan “plurinanual” que prevé el gobierno hacer votar en el congreso deberá incluir un plan “macro” que deberá aprobar el FMI. Es poco lo que se conoce, pero sí sabemos que contempla priorizar la producción megaminera y el agronegocio. Solo con eso estamos hablando de profundizar la contaminación del agua, el Fracking, la ampliación de la frontera agropecuaria, el desplazamiento violento de comunidades originarias, desforestaciones, incendios e inundaciones. Está cantado que la búsqueda de dólares para el pago de la deuda va a profundizar el extractivismo, en medio de una crisis socioambiental y de cambio climático en Argentina y en el mundo. Esto va a someter aún más nuestra economía a la dependencia imperialista.

Te puede interesar: Llamado urgente para preparar una gran movilización contra el FMI

11 de Diciembre: construyamos entre todas y todos la resistencia en las calles

Si las organizaciones estudiantiles, antirrepresivas, asambleas de mujeres y disidencias, ambientalistas, comunidades originarias, políticas y sociales, de las y los trabajadores ocupados, precarizados y desocupados unimos nuestras fuerzas dispuestos a enfrentar cada uno de estos ataques estaremos más fuertes.

No podemos pelear de forma aislada, sino unidos bajo un programa común discutido colectivamente para construir un polo de resistencia que pueda dar un mensaje político contra este plan del FMI, del Estado y sus gobiernos. Mientras se fortalece la lucha por la Absolución, la educación y cada una de las peleas de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

La candidatura de Laura Vilches en Córdoba por el Frente de Izquierda Unidad recogió las demandas de la juventud precarizada, de los estudiantes procesados, la defensa de las mujeres y de la educación, a la vez que propuso una salida de fondo para que las crisis no la paguen las trabajadoras y trabajadores. En todo el país venimos de impulsar una gran campaña combatiendo la agenda punitiva y de ajuste de los partidos tradicionales que destilan odio hacia la juventud de los barrios populares, piden mano dura y balas que terminan en terribles asesinatos como el de Lucas González y de tantos otros pibes asesinados por la policía.

También combatimos la idea de una reforma laboral y de quita de derechos a las y los trabajadores, y advirtiendo que este gobierno quiere llegar a un acuerdo con el FMI que implicará que paguen los costos las y los trabajadores y sectores populares.

La izquierda es tercera fuerza nacional y conquistó una bancada renovada con Alejandro Vilca, Myriam Bregman, Nicolás del Caño y Romina del Plá como diputadas y diputados de las y los trabajadores. Estas bancas serán un puntapié para organizar la resistencia. Proponemos impulsar el 11 de diciembre una movilización unitaria en todo el país.

En Córdoba, luego de los resultados electorales conservadores más que nunca hay que redoblar los esfuerzos para que emerja una gran fuerza social de todos aquellos que quieren enfrentar estas políticas, tanto provinciales como nacionales, en las calles.

Quienes damos distintas batallas todos los días y quienes nos enfrentamos a la represión, a la Justicia reaccionaria, a las empresas contaminantes, a las patronales explotadoras y precarizadoras, a las políticas de hambre del gobierno provincial y nacional debemos unirnos y fortalecernos mutuamente bajo una perspectiva común. Todos, en última instancia, enfrentamos a los mismos enemigos. Debemos comenzar a enfrentar las causas estructurales que están atrás de cada uno de estos ataques; a todos y cada uno de quienes votan, firman o avalan estas decisiones contra las mayorías. Esta unidad nos dará fuerza para convocar a nuestros centros de estudiantes y conducciones estudiantiles a que se movilicen por nuestros derechos.

Bajo esta perspectiva desde la juventud del PTS llamamos no solo a movilizarnos el 7 de diciembre por la Absolución de las y los estudiantes procesados por luchar sino también a construir, con todos los y las estudiantes, docentes, agrupaciones, espacios y encuentros del ámbito de la educación, una movilización unitaria este 11 de diciembre que incluya: la lucha por la Absolución, el rechazo al ajuste a la educación, la pelea por todas las demandas de las mujeres y disidencias, los trabajadores, las mayorías populares y la juventud contra los planes del FMI.






Temas relacionados

Córdoba   /   UNC   /   Criminalización de la protesta social   /   Universidad   /   Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO