GENERO Y CLASE

"El explotador eres tú": las trabajadoras del hogar se organizan por sus derechos

Las mujeres readaptaron la letra de la canción chilena “El explotador eres tú”. Las empleadas del hogar han celebrado este fin de semana su segundo Congreso, con el lema "Juntas transformamos desde la acción, ¿y tú?"

Raquel Sanz

Madrid

Lunes 16 de diciembre de 2019 | 16:52

Madrid albergó este fin de semana a más de 160 trabajadoras del hogar, representando a decenas de colectivos de 20 ciudades y 11 comunidades autónomas del Estado español. Allí compartieron debates y definieron que hay mucho trabajo que hacer para poder cambiar la situación de este sector tan precarizado.

Al terminar el Congreso, las trabajadoras cantaron su propia versión de la performance de las mujeres chilenas (“El violador eres tú): “El explotador eres tú. Los jefes. Las jefas. El estado represor.” El video se ha viralizado ya en las redes sociales.

Las trabajadoras se organizan porque no existen derechos laborales para ellas, en su mayoría provenientes de otros países en condiciones de miseria, huyendo de la pobreza, de guerras, de la explotación y opresión de los países imperialistas. Pero al atravesar nuestras fronteras tampoco encuentran el mundo con el que habían soñado.

Aquí, en nuestro país existen los CIEs, cárceles para emigrantes donde se encierra a las personas por el simple hecho de huir de la miseria y la pobreza. Muchas mujeres migrantes son perseguidas por la policía por el hecho de no tener papeles y a la mayoría de estas trabajadoras no les queda otra que emplearse como trabajadoras del hogar, contratadas como “internas” en condiciones de semiesclavitud.

En la mayoría de los casos lo hacen sin contrato, sin cobertura en la Seguridad social, teniendo que estar disponibles para trabajar las 24 horas al día, sin apenas días libres ni vacaciones, cocinando, cuidando de los hijos pequeños de las familias y personas mayores. En muchos casos, con horarios extenuantes a cambio de un salario muy precario que no les permite abandonar el hogar donde realizan el trabajo, porque no se pueden pagar una casa donde vivir. Por este motivo exigen acabar con este tipo de "esclavitud moderna", como las mismas trabajadoras lo definen.

Entre otras demandas, piden también derechos de la Seguridad Social como poder cobrar el desempleo en caso de ser despedidas, la ratificación del convenio 189 de la OIT y la derogación de la Ley de Extranjería.

"Si Adelita tuviera un contrato sus papeles podría arreglar. Adelita, diez años currando, pero sigue siendo ilegal. Por todas las Adelitas", declaró una trabajadora. Con estas canciones de letras reivindicativas le dieron un aire festivo y combativo al evento.

"Se trata de unir fuerzas para poder ganar esta lucha", aseguraban. "Somos sujetas políticas, nosotras como empleadas domésticas somos las que tenemos que alzar la voz desde nuestras experiencias", respondían otras.

Este 8 de marzo, como trabajadoras, más que nunca debemos exigir a los sindicatos que convoquen una huelga. Para que todas las mujeres trabajadoras podamos parar ese día, para luchar por nuestros derechos junto a nuestros compañeros y que unamos nuestras luchas con otros sectores. ¡Tomemos como ejemplo la lucha de las compañeras de Chile y de Francia!






Temas relacionados

Las Tesis   /   trabajadoras del hogar   /   Trabajadoras domésticas   /   Trabajadoras

Comentarios

DEJAR COMENTARIO