Internacional

Medio ambiente

Incendios en Siberia llegan al Polo Norte

El calentamiento global avanza cada vez más rápido. Ahora es en Siberia donde los incendios forestales han empeorado, alcanzando magnitudes tan grandes que incluso el humo ha llegado al Polo Norte.

Emilia Macías

@EmiliaMacas1

Martes 10 de agosto | 20:16

Los científicos rusos explican que los incendios actuales son simple consecuencia del aumento global de la temperatura. La agencia meteorológica rusa Rosguidromet ha informado que continúa empeorando el número y área de incendios forestales sobre todo en Yakutia, Siberia, afectando más de 3.4 millones de hectáreas de bosques se han quemado.

La NASA aseguró que el humo de los incendios ha atravesado “más de 3 mil kilómetros hasta llegar al Polo Norte, lo que parece ser el primero en la historia documentada”.

El experto en imagen por satélite, Pierre Markuse estimaba este fin de semana que la columna de humo de los incendios tenía 4,000 kilómetros y compartió esta imagen:

Los científicos apuntan que esta extensa capa de humo incide en el calentamiento global. "El humo sobre las nubes puede ser particularmente importante cuando se piensa en el clima", explica a Euronews Antti Lipponen investigador en el Instituto Meteorológico de Finlandia, y continua "El humo absorbe la radiación solar que de otra manera sería reflejada de vuelta al espacio por las nubes, pero ahora parte de la radiación no se refleja debido al humo".

Por otro lado, se ha informado que no hay gente ni recursos suficientes para hacerle frente a la catástrofe. Activistas ambientales cuestionan la política rusa enfocada a la extinción de incendios forestales, así como el decreto del gobierno de 2015, el cual permite ignorar los incendios si el costo de apagarlos excede el daño estimado.

Según Alexei Yaroshenko, especialista en medio ambiente de Greenpeace Rusia, los incendios ya devastaron 14.96 millones de hectáreas desde el 1 de enero, el peor año después de 2012.

Por si fuera poco, en la ciudad de Sarov hay un centro de investigación nuclear, el cual peligra por las llamas incontroladas y esto ha provocado que las autoridades declararan este domingo el estado de emergencia.

En las regiones siberianas de Irkutsk y Krasnoyarsk, ciudades enteras quedaron envueltas en humo.

La ONU publicó recientemente un informe donde afirmó que la humanidad es la responsable de cambio climático e invitaba a reducir las emisiones gas invernadero. Pero lo que no dice dicho informe es que no todas las personas somos responsables por igual.

Es cierto, la energía que ocupamos diariamente genera grandes emisiones de gases, esa que ilumina nuestras casas, mueve nuestros transportes, pero la realidad es que mientras esto informes buscan culparnos individualmente, poco o nada dicen sobre las enormes multinacionales alimenticias, mineras y energéticas que casi sin regulaciones sobre explotan los recursos naturales, contaminan los ríos y emiten por mucho la gran mayoría de los gases invernadero.

Es imposible “reducir drásticamente las emisiones de gases de efecto invernadero” en el marco de un sistema basado en la explotación, en la destrucción y despojo de la naturaleza. No hay “capitalismo verde”, no hay “producción responsable”, lo que tenemos que hacer es acabar con la producción anárquica de mercancías que sólo está basado en la sed de ganancias de unos cuantos.
Toda medida paliativa que los gobiernos o ONG’s impulsen son totalmente impotentes, mientras no se cuestione el modo de producción imperante, y es claro que estos no lo harán, por tanto, es tarea de quienes movemos la economía tomarla en nuestras manos y transformar por completo la producción, sin la necesidad de enriquecer a los patrones.

Muchas de las consecuencias del cambio climático ya son irreversibles en escalas de tiempo centenarias o milenarias, especialmente lo que respecta a los cambios en el océano, las capas de hielo y el nivel global del mar. Por eso no podemos esperar más, si el capitalismo destruye al planeta, destruyamos el capitalismo.






Temas relacionados

Siberia   /   Incendio forestal   /   Activistas ambientalistas   /   Devastación ambiental   /   Rusia   /   Ecología y ambiente   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO