Sociedad

ANDALUCÍA

La Junta de Andalucía amplia las restricciones, pero no aumenta los recursos sanitarios

Juanma Moreno, presidente de la Junta de Andalucía, ha anunciado nuevas medidas para afrontar la crisis del Covid-19. Ninguna de ellas pasa por mejorar los recursos sanitarios. Se amplían las restricciones.

Martes 10 de noviembre de 2020 | 11:40

Juanma Moreno ha anunciado nuevas medidas para combatir los efectos del Covid-19 en Andalucía, para ello el Ejecutivo andaluz ha planteado nuevas restricciones a la vez que se ha desligado de la posibilidad de un nuevo confinamiento domiciliario (lanza la pelota al gobierno central).

El presidente de la Junta de Andalucía ha explicado que las medidas entrarán en vigor a partir del próximo martes 10 de noviembre y que el objetivo pasa por mejorar la situación de cara al próximo 15 de diciembre. Asimismo, ha aclarado que la provincia de Granada se guiará por medidas más duras debido a la situación de mayor gravedad que sufren.

La Junta prevé una ampliación del toque de queda que pasa a ser desde las 22:00 a las 07:00 así como el cierre de toda actividad no esencial a partir de las 18:00; además se mantiene el confinamiento perimetral de la Comunidad Autónoma al menos dos semanas más. A esto se le suma el cierre de todos los municipios andaluces a partir de la medianoche del lunes, solo se podrá salir o entrar por motivos de causa justificada. Por último, aunque colegios e institutos se mantienen abiertos (aunque no se amplíen los recursos para gestionar la situación), las universidades si pasaran a dar clases online (aunque una vez más, no tengan más recursos que el curso pasado para afrontar la situación). Por ahora queda en el aire qué es una actividad esencial y qué no lo es, hay que esperar a que se publique en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA).

En el caso de Granada, la situación se vuelve un confinamiento domiciliario en la práctica, ya que se prohíbe toda actividad no esencial durante dos semanas y se ha pedido a los granaínos que tan sólo salgan de su casa para lo esencial. Esto se ha justificado debido a la terrible situación sanitaria de la provincia, con 1.200 casos por cada 100.000 habitantes. Granada ha sido además en las últimas semanas el laboratorio de pruebas de la Junta de cara a las posibles medidas para el conjunto de la Comunidad Autónoma y se vio por ejemplo con el cierre de la Universidad de Granada preventivo antes que a otras universidades andaluzas.

Para Moreno los negocios de los empresarios valen más que nuestras vidas

La Junta de Andalucía sigue la política de otros gobiernos cuando se niega a ampliar los recursos para la atención primaria, para rastreadores, test y otra serie de medidas necesarias para afrontar la pandemia actual. Todo se confía a restringir la movilidad y capear el temporal a costa de las vidas de las clases trabajadoras y populares.

Moreno tenía muy claro a quien se estaba dirigiendo en su discurso, ya que si bien inicialmente apelaba a la responsabilidad de la juventud (colectivo criminalizado recientemente como cabeza de turco de los brotes de Covid-19), el líder del PP andaluz se ha disculpado ante empresarios de la hostelería y autónomos antes de exponer las medidas restrictivas que comenzaban este martes. Algo que no pasa desapercibido ya que como ha quedado demostrado a lo largo de la pandemia, es la patronal de la hostelería quien parece ir indicando al gobierno andaluz la hoja de ruta. Como se vio en el caso granaíno, se protegió a la patronal de hostelería a la que no se le pidieron responsabilidades ni medidas mientras se criminalizaba a la juventud acusándola de la terrible situación sanitaria.

El PP y Cs en Andalucía tiene la complicada tarea de gestionar la crisis de la pandemia con medidas que afectan negativamente a su base de votantes (como la patronal de hostelería) a la vez que existe una tercera fuerza de derechas, Vox, que se pretende erigir en defensor de estos sectores y niegan la pandemia. Estas últimas medidas podrían facilitarte el discurso a quienes buscan gasolina para recuperarse del fracaso mediático de la moción de censura y de la derrota política que supone las elecciones estadounidenses para la extrema derecha a nivel global. Esto no implica que el PP y Cs fuesen a gestionar de forma distinta la pandemia de no existir Vox, tan sólo que existe una presión por derecha que les tensiona.

Frente a esto, tenemos por un lado a un PSOE que a nivel estatal está demostrando que no tiene tantas diferencias con el PP en el cómo gestionar la crisis, ya que ambos partidos han favorecido a las grandes empresas y no han destinado grandes recursos a la Sanidad. Unidas Podemos como comparsa del PSOE defiende las medidas de este último y aunque trate de presentarlo como una victoria frente a las posibles medidas de la derecha, no deja de ser cómplice del PSOE en sus medidas antiobreras. Por si quedara duda de esto en Andalucía, Izquierda Unida se presentó la semana pasada como apoyo al PP para aprobar los Presupuestos en Andalucía en su pura tradición de ratas burocráticas de herencia estalinista, no tienen problemas en pactar con los señoritos que este domingo han anunciado medidas que no ayudan a los trabajadores.






Temas relacionados

Junta de Andalucía   /   #covid19    /   Covid-19   /   Pandemia   /   Coronavirus   /   Andalucía   /   Partido Popular (PP)   /   Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO