×
logo red internacional
Facebook Instagram Twitter Telegram YouTube

Las trabajadoras de limpieza de Zaragoza irán a la huelga el 28 de noviembre

Las trabajadoras de la limpieza irán a la huelga el próximo día 28 de noviembre en la provincia de Zaragoza, a no ser que se llegue a un acuerdo entre los sindicatos -CCOO, UGT y OSTA- y la gran patronal en el SAMA (Servicio de Arbitraje y Mediación de Aragón).

Carlos Muro

Martes 22 de noviembre
Facebook Twitter

En una gran asamblea de trabajadoras y trabajadores del sector se ha ratificado, por unanimidad, la propuesta de la comisión negociadora compuesta por representantes de los sindicatos CCOO, UGT y OSTA para convocar una huelga indefinida, a partir del próximo 28 de noviembre.

Un sector que, según cifras del sindicato UGT, representa a más de 8000 trabajadoras, con un salario de media de 750 euros al mes brutos, que se corresponde con el 65% de la jornada laboral. Donde a la mayoría se les impone jornadas parciales o fijas discontinuas, teniendo que trabajar para dos o más empresas para intentar llegar a final de mes.

Este paro afectará a todos los centros de trabajo tanto públicos como privados tengan subcontratados estos servicios de mantenimiento a través de empresas de limpieza. Entre ellos figuran como colegios públicos, guarderías infantiles, dependencias administrativas y socioculturales del Ayuntamiento de Zaragoza, las sedes judiciales o el Edificio Pignatelli o otros de carácter privado como la limpieza de PSA, SAICA o Caladero, entre otros, salvo la limpieza de los centros sanitarios dependientes del Servicio Aragonés de la Salud y del Hospital Maz de Zaragoza, han indicado los sindicatos en una nota de prensa conjunta.

“Azcón, sal al balcón. Estás muy cómodo en el sillón que limpio yo”. Con este cántico protestaban las trabajadoras en la plaza de El Pilar en una de sus concentraciones. Y que explica que el sector haya interpelado al Ayuntamiento de Zaragoza y al Gobierno de Aragón puesto que en el caso de la primera institución tiene subcontratados a unos mil trabajadores del total de las más de 8.000 trabajadoras del sector y unos 400 el Gobierno regional. Unos puestos de trabajo que deberían ser parte de la plantilla pública de las administraciones y no subcontratada a bajo coste como forma de privatizar determinados sectores del sector público.

La patronal quiere seguir ganando millones a costa de las trabajadoras

Las negociaciones vienen encalladas desde que se caducó el convenio en 2021 –uno de los puntos principales del conflicto-. Durante todo este año no se ha llegado a un acuerdo desde las direcciones sindicales y la patronal. La gran patronal representada por ASOAL y ASPEL –Acciona, Grupo Eulen, Sacyr, FCC o Urbaser entre otras grandes empresas- no solo ha tenido congelados los sueldos este año de alta inflación sino que quiere imponer una ridícula subida del 2,5% para cada año del convenio.

La gran patronal quiere imponer sueldos precarios para seguir obtenido millones de beneficios. Como FCC que cerró 2021 con unas ganancias de 580,1 millones de euros, lo que representa el 121,2% más que los 262,2 millones de euros de un año antes. Acciona no se queda corta tampoco, ya que cerró el año 2021 con un beneficio neto de 332 millones de euros que supone un crecimiento del +62,8%. O por ejemplo el grupo Eulen que en 2021 obtuvo un beneficio de 45 millones y unas ventas por valor de 1.532 millones de euros. Estas grandes empresas tienen luego el descaro de alegar pérdidas por los altos precios, cuando siguen ganando millonadas. Se debería exigir a estas gran empresas que sí es así abran públicamente su verdadera contabilidad.

Como advertía para este medio, Pilar de UGT, si la patronal no acepta las condiciones “iremos a una huelga como cuando fuimos en su época en la cual no dejaremos ni que limpien”. De esta manera, si no se llega a un acuerdo en el SAMA el día 28 comenzará la huelga en el sector. Teniendo en cuenta que sigue los sindicatos siguen pidiendo una subida del 5 por ciento en 2022, del 4 en 2023 y del 3 en 2024, una vez que el anterior convenio concluyó el 31 de diciembre de 2021. Unas subidas que son insuficientes para el nivel tan alto que ha alcanzado el IPC así como los enormes beneficios de la patronal. Es decir que como mínimo no solo se debería recuperar este año de congelación salarial sino también la subida salarial debería cubrir cada mes las subidas de los precios


Facebook Twitter

Carlos Muro

Nació en la Zaragoza en 1987. Es estudiante de Historia en la UNIZAR. Escribe en Izquierda Diario y milita en la Corriente Revolucionaria de Trabajadores y Trabajadoras (CRT) del Estado Español.

Seguir en Twitter

@muro_87

Trabajadora de KIDS & US: “la reforma laboral no da ninguna seguridad a los trabajadores”

Trabajadora de KIDS & US: “la reforma laboral no da ninguna seguridad a los trabajadores”

Black Friday: trabajadores de Amazon exigen una subida salarial ligada al IPC

Black Friday: trabajadores de Amazon exigen una subida salarial ligada al IPC

"Trabajo en Inditex y no llego a fin de mes": trabajadoras de Zara y Lefties se concentran en Madrid por subidas salariales

"Trabajo en Inditex y no llego a fin de mes": trabajadoras de Zara y Lefties se concentran en Madrid por subidas salariales

Las trabajadoras del SAD se movilizan contra la precariedad y por la remunicipalización del servicio

Las trabajadoras del SAD se movilizan contra la precariedad y por la remunicipalización del servicio

 “Cuando los trabajadores de IPhone no aguantan más, estallan las protestas y las huelgas”

“Cuando los trabajadores de IPhone no aguantan más, estallan las protestas y las huelgas”

Las trabajadoras de limpieza de Zaragoza irán a la huelga el 28 de noviembre

Las trabajadoras de limpieza de Zaragoza irán a la huelga el 28 de noviembre

Éxito en la huelga de médicos en Madrid. ¿Se puede avanzar hacia una huelga general en la sanidad?

Éxito en la huelga de médicos en Madrid. ¿Se puede avanzar hacia una huelga general en la sanidad?

Marea blanca mundial: trabajadores de la salud luchan en todos los continentes

Marea blanca mundial: trabajadores de la salud luchan en todos los continentes