Mundo Obrero Estado Español

PRECARIEDAD LABORAL

No es job hopping, es precariedad laboral juvenil

El ‘Job hopping’ es la última tendencia para “romantizar” la pobreza y la precariedad juvenil.

Jueves 18 de marzo | 16:36

Este martes el periódico El País volvió a “romantizar” la pobreza y la precariedad con un nuevo anglicismo: el job hopping. Un término que se refiere a los jóvenes que van saltando de trabajo en trabajo de manera “voluntaria”.

El artículo en cuestión se refería sobre todo a los perfiles laborales técnicos más demandados. Las grandes empresas, siempre que la ley se lo permite, y que sucede la mayoría de las veces, aprovechan para hacer contratos en régimen de becarios o en prácticas para acabar obligando a realizar funciones ordinarias o centrales de la producción pero por mucho menos salario.

En poco tiempo las redes sociales se llenaron de críticas al artículo y la idealización de la precariedad laboral, recordando otros intentos de disfrazar de cool las miserias que vivimos la juventud precaria.

No es la primera (ni será la última) ocasión que este u otros grandes medios de comunicación, financiados o directamente propiedad de grandes empresas y fondos buitres, “romantilizan” la pobreza utilizando términos nuevos para problemas muy antiguos. El ‘Friganismo’ es comer comida de la basura disfrazándolo de anticonsumismo, hacer ‘staycation’ es cuando no te puedes ir de vacaciones porque no tienes un duro, el ‘nesting’ es quedarse en casa porque no puedes gastar en ocio y el ‘coliving’ es compartir piso porque no te puedes permitir una vivienda independiente.

El Estado español campeón en precariedad juvenil

El Estado español lidera con mucha ventaja el porcentaje de desempleo juvenil en Europa con un 40,9% según datos del pasado noviembre, seguido por Grecia con un 33%. A la cola está Alemania con un 6,1%.

Dentro del Estado español podemos ver también que hay mucha diferencia entre comunidades autónomas como Canarias, que llega al 57% de paro, o Andalucía y Extremadura que le siguen con 52% y 49% respectivamente

Además, el empleo al que los jóvenes podemos acceder está ligado a la temporalidad, profundizado aún más en la pandemia, donde la mayoría de empleos que fueron destruidos correspondían a este tipo de contratos.

La sensación de inseguridad respecto al futuro, el incremento del paro juvenil y la deficiente actuación de las instituciones educativas y los gobiernos dibujan un futuro desolador para la juventud, que siente más que nunca que el actual sistema económico sólo tiene miseria que ofrecer.

Practicamos el coliving, el nesting y el staycation porque según un estudio del Observatorio de Emancipación de 2019 los menores de 30 años debemos utilizar de media el 94% de nuestro sueldo para poder vivir solos, y de la única manera que esto puede funcionar es a través también del friganismo.

Romantizar la pobreza desde una gran empresa

No es la primera, ni será la última, que un gran empresario o un gran medio sirve de altavoz para estos mensajes. El cofundador de Glovo defendía que es en los riders es una tendencia normalizada tener “varios trabajos a la vez”, o la directora general de Deliveroo asegurando que es los trabajos en su empresa son más un hobby para gente artística que un trabajo principal https://www.izquierdadiario.es/Pode... han sido algunos de los ejemplos que más eco han tenido.

Este tipo de contrataciones tampoco son ajenas a los grandes medios de comunicación, cuya paradoja provoca que contraten a periodistas jóvenes precarios para, entre otras cosas, hacer reportajes sobre la juventud precarizada.

Convertir la rabia en organización

Las protestas en las calles de Barcelona o Madrid y otras ciudades del estado español del pasado mes de febrero como consecuencia de la encarcelación del rapero Pablo Hasel fueron muy marcadas por esta rabia que tenemos la juventud sin futuro sin nada que agradecer al capitalismo.

La precariedad y la falta de perspectivas de futuro tampoco forman parte de un orden natural que tengamos que aceptar, como nos quieren hacer creer desde los gobiernos, donde “todos tenemos que hacer sacrificios”.

La juventud que se revuelve contra el sistema, desde FridaysxFuture, pasando por el BlackLivesMatter, la juventud y las mujeres trabajadoras del 8M y los jóvenes reprimidos en el Estado español el pasado febrero, hasta las revueltas de jóvenes que han hecho tambalear el régimen chileno, no debemos caer en la desesperación de un sistema que no nos ha dado nada, sino que debemos convertir toda esa rabia en organización militante.






Temas relacionados

Glovo   /   Campaña Precariedad Laboral   /   Mundo Obrero Estado Español   /   Precariedad laboral   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO