Mundo Obrero Estado Español

MONARQUÍA

#NoQuieroPremiosDeLadrones: personal sanitario rechaza el premio Princesa de Asturias

El Premio Princesa de Asturias, dividido entre el personal sanitario toca a 7,5 céntimos por persona. Cada sanitario y sanitaria podría haberse comprado un chicle, todo un gesto de generosidad de la realeza que han decidido rechazar bajo la consigna #NoQuieroPremiosDeLadrones

Jueves 4 de junio | 08:38

#PrimaveraSanitaria: nuevas concentraciones en defensa de la sanidad pública

“Hola Casa Real: como enfermera que ha estado en primera línea contra el Covid-19 renuncio públicamente a este "premio" y exijo que devolváis todo lo robado.”

Con este tipo de mensajes, el premio Princesa de Asturias dedicado al personal sanitario ha sido rechazado con un sonoro #NoQuieroPremiosDeLadrones. Mientras los escándalos de la monarquía daban cuenta de más millones de euros robados, se hacía patente la falta de protecciones grave del personal sanitario en los momentos más duros de la pandemia.

Tengamos en cuenta que sólo en uno de los últimos escándalos de corrupción en la que una fundación a nombre del rey emérito y con Felipe VI como beneficiario, daba cuenta de una “donación” de Arabia Saudí de 65 millones de euros. Sólo la fortuna de la Casa Real se calcula en más 2.000 millones de euros, sin contar las fortunas y propiedades que deben acaparar en total toda esta banda de parásitos y rentistas “aristócratas”.

Otro lunes en defensa de la sanidad pública en los barrios de Madrid

Al ridículo generado para la monarquía con la respuesta sanitaria, se suman las reacciones a la propuesta del rey Felipe VI de animar a la nobleza a repartir aceite y leche a las familias más vulnerables, un gesto insultante, grotesco y anacrónico de estos aristócratas en plena crisis social en la que millones viven situaciones de miseria.

¿Ha vuelto el Antiguo Régimen? Felipe VI y la nobleza española entregan aceite y leche a los pobres

Si el monarca trata de limpiar la mala fama de una Monarquía española cada vez más cuestionada, como siguen reflejando las encuestas, no parece que vaya a conseguirlo con esta ridícula acción.

Sin embargo, las y los sanitarios no se dejan engañar. La realidad no es la de los premios, sino la de las extensas jornadas de trabajo, la precarización y temporalidad en amplios sectores sanitarios y las deficientes condiciones de seguridad sanitaria ante la pandemia. No necesitamos una familia real de parásitos que vive en la opulencia coleccionando joyas de la corona mientras el sistema sanitario se cae a pedazos. No necesitamos reyes y reinas.

Lo que queremos es expropiar la fortuna a la familia real, más de 2 mil millones, y ponerla a disposición del pueblo trabajador en esta crisis. Y echarles, acabar con esta monarquía corrupta heredera del franquismo y este régimen monárquico para ricos, tomar nuestro futuro en nuestras manos, decidir sobre nuestras vidas, desde el fin de la monarquía, hasta la gestión de la crisis del coronavirus. Así, tal vez, esta crisis no la paguemos los de siempre, y la pague la monarquía.






Temas relacionados

Juan Carlos I (rey emérito)   /   Mundo Obrero Estado Español   /   Política Estado Español   /   Rey Felipe VI   /   Monarquía   /   Trabajadores sanidad   /   Sanidad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO