Géneros y Sexualidades

VIOLENCIA PATRIARCAL

Pan y Rosas presente el 7N contra todas las violencias machistas

El 7N desde Pan y Rosas participamos en la Marcha Estatal contra las Violencias Machistas. Una multitudinaria jornada en la que más de 300.000 mujeres dijimos basta a las violencias patriarcales.

Clara Mallo

Madrid | @ClaraMallo

Miércoles 11 de noviembre de 2015

Una gran manifestación morada para poner voz a las que ya no pueden gritar, todas las mujeres asesinadas y todas las mujeres que sufren distintas violencias machistas. La marcha fue convocada por el movimiento feminista, a ella pronto se sumaron más de 400 organizaciones estatales e internacionales, entre las cuales participaron partidos políticos, sindicatos, un gran número de asociaciones de mujeres, organizaciones y colectivos sociales.

Las compañeras de Pan y Rosas estuvimos presentes junto a otras miles de mujeres y hombres que quisieron salir a la calle en esta jornada de lucha contra las violencias machistas. Una jornada histórica que llega como respuesta ante el terrible aumento de los feminicidios en el último año y la pasividad o complicidad del estado ante esta cuestión.

En lo que llevamos de año las cifras oficiales hablan de más de 100 feminicidios, este verano fueron asesinadas cerca de 40 mujeres, algo que pone en evidencia la violencia de un sistema patriarcal en el que vivimos que oprime a las mujeres.

Como se expresaba en el manifiesto 7N esto “sólo es la punta del iceberg”, la consecuencia más terrible que evidencia que vivimos en un sistema sostenido por una alianza mortal. Capitalismo y patriarcado solo ofrecen a las mujeres múltiples formas de opresión y violencia. Por eso las mujeres de Pan y Rosas denunciamos esto en la marcha, al grito de "patriarcado y capital, alianza criminal" denunciamos una alianza que solo ofrece opresión, volencia y pobreza para millones mujeres.

Para nosotras el 7N fue una jornada en la que luchar contra todas estas violencias y opresiones. Luchamos contra la precariedad y desigualdad en las condiciones laborales. Luchamos por las mujeres que son despedidas simplemente por ser mujeres o por querer ser madres. Luchamos contra todos los ataques que vienen sufriendo las mujeres por parte del estado. Luchamos por el derecho al aborto libre y gratuito, y luchamos porque la Iglesia no tenga derecho a decidir sobre nosotras, por eso gritábamos “¡fuera sus rosarios, de nuestros ovarios!” . Luchamos por una educación no sexista y contra unos planes educativos que quieren educar las mujeres en “el empleo doméstico” y contra la educación privada que está en su mayor parte en manos de la Iglesia.

Este 7N también luchamos en contra de las políticas de ajuste que hacen muy difícil a las mujeres liberarse de las cadenas del hogar. Desde el inicio de la crisis, las políticas de recortes en sanidad, educación, dependencia y servicios públicos, son recortes contra las mujeres. Recortes que aumentan la carga de trabajo en la familia y que recaen en los hombros de las mujeres trabajadoras.

Este 7N nos sentimos orgullosas de marchar junto a otras mujeres y compañeros, ser parte de cientos de miles de voces. Contra la violencia patriarcal y la violencia capitalista, te invitamos a sumarte a Pan y Rosas.






Temas relacionados

Violencia machista   /   Pan y Rosas   /   Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO