Internacional

CRISIS POLÍTICA

Represión y muertos en Perú: el Gobierno de Merino pende de un hilo

Mientras que se cumplía el sexto día de protestas contra el Gobierno de Manuel Merino en todo el país, la Policía Nacional reprimió brutalmente en el centro de Lima, dejando al menos dos manifestantes muertos. Al conocerse la noticia cayó el gabinete de Merino y el presidente del Congreso pide su renuncia.

Domingo 15 de noviembre de 2020 | 10:48

Al menos dos personas murieron durante la brutal represión desatada por la Policía Nacional de Perú en Lima este sábado. En todo el país se llevaba adelante la sexta jornada de movilizaciones contra la asunción de Manuel Merino (expresidente del Congreso) como presidente tras la destitución de Manuel Vizcarra en la noche del 9 de noviembre tras un pedido de vacancia (moción de censura) que el parlamento terminó votando por "inhabilidad moral".

A Vizcarra se lo acusaba de escándalos de corrupción, pero la forma, celeridad y la figura por la que fue destituido en el Congreso, uno de los organismos más desprestigiados entre la sociedad peruana, desataron una ola de protestas luego de que el expresidente del Congreso, Manuel Merino, ocupara el cargo de presidente de la República (según el orden de sucesión). Dos días después eligió a su primer ministro, el ultraneoliberal Ántero Flórez Aráoz, y un día después juramentó a todo un gabinete lleno de figuras tecnocráticas y conservadoras provenientes de gobiernos anteriores (todos ellos habiendo salido del poder con escándalos y juicios por corrupción).

Estos elementos terminaron de nutrir las protestas que se extendieron a todo el país y que, con el correr de los días fueron brutalmente reprimidas en la capital, Lima. Este sábado estaba llamada desde las redes sociales una marcha nacional en todo el país, que se convertiría en la sexta jornada de protesta. Por la noche la Policía Nacional reprimió brutalmente en el centro de Lima utilizando armas de fuego, perdigones y bombas lacrimógenas, dejando un saldo de dos jóvenes manifestantes muertos.

La noticia generó una crisis inmediata que provocó la caída en pleno del gabinete recién asumido de Merino y el pedido del presidente del Congreso para que él también renuncie a la presidencia.

La represión

La tarde del sábado 14 de noviembre miles de personas se concentraron en la Plaza San Martín de Lima para llevar adelante la denominada 2da marcha nacional contra el Gobierno de Manuel Merino y contra la corrupción generalizada. Esta movilización fue brutalmente reprimida por la policía nacional y ha dejado hasta la fecha 2 fallecidos, decenas de heridos y muchos detenidos.

La marcha transcurría tranquilamente entre arengas, música y la energía que caracteriza a las y los jóvenes. La ruta elegida fue Nicolás de Piérola, Av. Wilson, Paseo Colón, Av. Grau y finalmente Av. Abancay, donde se encontraba un contingente policial que no dejaba pasar a los manifestantes hasta el congreso.

Cuando ya eran aproximadamente las 7 de la noche, los policías reprimieron brutalmente a los manifestantes con una cantidad indiscriminada de gases lacrimógenos, proyectiles de armas de fuego y perdigones, lo que ha causado muchos heridos y 2 personas asesinadas por parte de la Policía Nacional del Perú.

El primer fallecido fue un joven de 25 años que llegó sin vida al Hospital Almenara, por 11 heridas de proyectil de arma de fuego (PAF) en el rostro, cuello y torso.

El segundo fallecido, identificado como Inti Sotelo Camargo, de 24 años de edad, llegó sin vida al Hospital Grau por 4 heridas de proyectil de arma de fuego (PAF) en el torso.

Hasta el cierre de esta edición 8 ministros presentaron su renuncia luego que se supo de los dos asesinatos por parte de la Policía Nacional del Perú.

Cae el gabinete en pleno

Apenas conocida la noticia del asesinato de dos manifestantes por la Policía, 12 ministros del gabinete de Merino encabezado por el primer ministro Ántero Flórez Aráoz han renunciado a su cargo y al parecer seguirán las renuncias.

De esta manera, se profundiza la fragilidad del Gobierno de Manuel Merino, que ahora ha quedado solo. A estas renuncias se suman las declaraciones del presidente del Congreso de la República, quien hace poco le pidió a Manuel Merino que renuncie a su condición de presidente del país e hizo público que el renunciaría a su condición de presidente del Congreso, con lo cual, la permanencia de Merino pende de un hilo y, al parecer su breve Gobierno estaría próximo a caer.

Entre los Ministros renunciantes tenemos a:

  • 1. Patricia Teullet, del Ministerio de la Mujer
  • 2. Fernando Hurtado, del Ministerio de Agricultura
  • 3. Abel Salinas, del Ministerio de Salud
  • 4. Federico Tong, del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social
  • 5. Delia Muñoz, del Ministerio de Justicia
  • 6. José Arista, del Ministerio de Economía
  • 7. María del Carmen de Reparaz, del Ministerio de Cultura
  • 8 Gastón Rodríguez, del Ministerio del Interior
  • 9 Mara Seminario, del Ministerio de Comercio Exterior y Turismo
  • 10. Fernando D’Alessio, del Ministerio de Educación
  • 11. Hilda Sandoval, del Ministerio de Vivienda
  • 12. Carlos Herrera Descalzi, de Energía y Minas

Frente a esta crisis del gabinete, el todavía premier Ántero Flórez Aráoz, dijo en un medio de comunicación que hasta ahora Manuel Merino no le responde al teléfono, lo cual ahonda la situación de incertidumbre.

Al parecer solo es cuestión de tiempo para la caída del Gobierno de Merino, incluso hay quienes hablan de su inminente renuncia.

Pedido de renuncia

Luis Valdés, presidente del Parlamento Peruano le pidió a Manuel Merino que renuncie a su condición de presidente de la República ante la profunda crisis política, las manifestaciones y los muertos por la represión.

Valdés anunció también que el domingo a las 8 de la mañana realizará una junta de portavoces de las diferentes agrupaciones políticas que tienen presencia en el Parlamento, al parecer, allí anunciaría su renuncia al cargo. Se tiene conocimiento que los otros visepresidentes de la mesa directiva del Congreso también estarían por renunciar a sus investiduras. Si renuncian todos los miembros de la mesa directiva, se cae la presidencia de Manuel Merino ya que, como se sabe, Merino llegó a la presidencia del país por su condición de ser él quien presidía la actual mesa directiva.

El primer ministro, Flores Araoz, quien es conocido por sus posiciones reaccionarias, trató de justificar la brutal represión policial, aduciendo que los policías habrían respondido a supuestos vándalos, lo cual es falso, ya que los medios de comunicación pusieron en evidencia que fue la policía la que arremetió violentamente contra los manifestantes.

El partido Morado que tiene presencia en el Congreso y que votó contra la vacancia, ha hecho público que en las próximas horas presentará una moción de censura a la mesa directiva del Congreso para que se elija una nueva mesa directiva.

Si cae la mesa directiva del Congreso, sea por renuncia de sus miembros o por censura, caería inmediatamente el presidente de la República Manuel Merino. El nuevo presidente del país sería entonces el nuevo Congresista que sea elegido por sus colegas como presidente del Congreso. Ya hay voces que sugieren que los 105 congresistas que votaron por la vacancia se inhiban de tentar la nueva mesa directiva.

Hasta el cierre de esta nota el Presidente de la República Manuel Merino no se ha manifestado sobre la difícil situación política.

Leé también Para acabar con el régimen de explotación capitalista, impongamos una Asamblea Constituyente Libre y Soberana






Temas relacionados

Martín Vizcarra   /   Congreso de la República del Perú   /   Crisis política en Perú   /   Congreso peruano   /   Perú   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO