Política Estado Español

ESTADO ESPAÑOL

Un impuesto extraordinario a los 200 más ricos: de ahí puede salir la “paguita” que necesitamos

Las personas más ricas de España aumentaron su fortuna en un 15,1% en el último año: 35.000 millones más que el año anterior.

Viernes 17 de abril de 2020 | 14:33

Foto: Amancio Ortega, José María Álvarez-Pallete y Ana Patricia Botín.

Este viernes se ha hecho trending topic en España el hashtag #DamePaguita, motorizado por sectores de derecha y extrema derecha en contra de cualquier tipo de renta mínima para los sectores más vulnerables, que son millones ante esta crisis.
Con un discurso reaccionario de que esto sería casi “regalar” dinero a quienes no trabajan, en vez de dárselo a los empresarios. Pero la realidad está muy lejos de estas ficciones afiebradas de estos sectores. Mientras los super ricos siguen acumulando fortunas, millones de personas no saben cómo llegar a fin de mes.

Desde 2012 -año pico de la crisis en el Estado español, cuando el paro superó el trágico 25%-, los más ricos del Estado español han duplicado sus fortunas, acumulando un patrimonio total de 266.480 millones de euros en 2020.

El primer lugar lo ocupa Amancio Ortega, dueño de Inditex, con un patrimonio de 72.640 millones de Euros. Lo siguen Rafael del Pino y su familia, que atesoran nada menos que 10.000 millones de Euros, con Ferrovial. Mientras que la familia de Juan Roig, a cargo de Mercadona, tiene un patrimonio de 9.000 millones de Euros. Y como todo queda en familia, el cuarto lugar lo ocupa Sandra Ortega, la hija de Amancio Ortega, con 6.750 millones, superando así a Sol Daurella de Coca Cola-Cosbega que cuenta con 6.340 millones. Ellas son las dos mujeres más ricas de España.

Además, tan solo siete familias españolas superan los 5.000 millones y suman un total de 115.700 millones, el 43,5% del total de lo que tienen los 200 más ricos.

Hagamos una cuenta sencilla: solamente con lo que aumentaron su fortuna en el último año estas 200 familias más ricas (35.000 millones de euros), se podría pagar una renta de emergencia equivalente al SMI para 3 millones de personas durante un período de 12 meses.

Como venimos planteando desde que comenzó la crisis del coronavirus, no faltan recursos para enfrentar esta crisis, el problema es que están en las manos de unos pocos: los grandes capitalistas, que siguen siendo “rescatados” con paquetes crediticios del gobierno, mientras también financia con dinero público los ERTEs masivos.

Con más de 1 millón de despedidos, más de 2 millones de trabajadores con reducción salarial en ERTEs y 2 millones prácticamente sin ingresos, se hace de vida o muerte exigir un impuesto extraordinario a las grandes fortunas.
Pero el gobierno del PSOE-Podemos no tiene ninguna intención de tocar los fondos de sus empresarios amigos. Por el contrario. Fíjate cuál ha sido la respuesta de la portavoz del gobierno al ser consultada por un periodista de CTXT sobre esta medida.






Temas relacionados

Ibex35   /   Política Estado Español   /   Multimillonarios

Comentarios

DEJAR COMENTARIO