×
logo red internacional
Facebook Instagram Twitter Telegram YouTube

Unidas Podemos se suma a PSOE, PP, Cs y Vox para evitar que Marlaska comparezca por la infiltración policial a organizaciones juveniles independentistas

Suma sus votos a los del bloque españolista y la extrema derecha para rechazar la solicitud presentada por otros grupos para que Interior de explicaciones sobre las infiltraciones al SEPC y Jovent Republicà.

IzquierdaDiario.es

Jueves 22 de septiembre
Facebook Twitter

Unidas Podemos unió este martes sus votos a los del PSOE, la derecha y la extrema derecha - PP, Cs y Vox - en defensa del ministro del Interior, Fernando Grande Marlaska. Una petición registrada por ERC, JxCat, PDECat, la CUP, EH-Bildu, BNG y Compromís, solicitaba su comparecencia para dar explicaciones sobre la justificación dada por su ministerio, acerca de la infiltración de agentes de la Policía Nacional en organizaciones juveniles independentistas como el Sindicato de Estudiantes dels Països Catalans (SEPC) y Jovent Republicá.

El ministerio del Interior ha calificado estas operaciones, destapadas por algunos medios catalanes como La Directa, como “legítimas y oportunas”, ya que en Catalunya se habrían producido hechos de “violencia grave y se ha visto afectado tanto el libre ejercicio de derechos y libertades como la seguridad ciudadana”. Un argumentario que es propio de un Estado policial. Recordemos que no hay ni siquiera una causa judicial abierta contra ninguna de estas organizaciones.

Esta pinza con el bloque españolista y la extrema derecha se produjo en la Junta de Portavoces, donde la petición fue rechazada. El portavoz de Unidos Podemos, Pablo Echenique, justificó su voto en contra porque “es el ministerio quien tiene que decidir como da explicaciones”. La formación ha añadido después que no apoyarán comparecencias de ministros o ministras que no sean a petición propia, en cumplimiento del acuerdo de gobierno de coalición.

Estas infiltraciones han sido denunciadas en la Audiencia Nacional, por parte de Òmnium Cultural, por un delito de vulneración de derechos fundamentales a la intimidad o la asociación. Una demanda que difícilmente prospere, ya que el ministro “juega en casa”. Marlaska era magistrado en ese tribunal hasta antes de entrar al ministerio, y, además, cuenta con el récord de condenas contra él del Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo por negarse a encubrir la práctica de torturas en sus juzgados.

La integración de Podemos, IU y el PCE en el régimen sigue alcanzando cuotas cada vez más profundas. El respaldo al ocultamiento de estas prácticas autoritarias se produjo solo un día antes de que el secretario general del PCE, respaldara la versión oficial de la masacre de Melilla en la exculpación de toda responsabilidad al gobierno español.


Facebook Twitter
El procés se hunde ¿Por qué la “unidad popular” no emerge como alternativa?

El procés se hunde ¿Por qué la “unidad popular” no emerge como alternativa?

Subida histórica del precio de la cesta de la compra

Subida histórica del precio de la cesta de la compra

Se agrava la crisis del Govern: requiem por el procesismo y vuelta a la autonomía

Se agrava la crisis del Govern: requiem por el procesismo y vuelta a la autonomía

Eulalia Reguant al banquillo por negarse a responder a Vox en el juicio del procés

Eulalia Reguant al banquillo por negarse a responder a Vox en el juicio del procés

Unidas Podemos se suma a PSOE, PP, Cs y Vox para evitar que Marlaska comparezca por la infiltración policial a organizaciones juveniles independentistas

Unidas Podemos se suma a PSOE, PP, Cs y Vox para evitar que Marlaska comparezca por la infiltración policial a organizaciones juveniles independentistas

Joven estadounidense llamó al 911 por un accidente y fue asesinado por la Policía

Joven estadounidense llamó al 911 por un accidente y fue asesinado por la Policía

Más Madrid, Más Policía

Más Madrid, Más Policía

24S: Manifestación contra la petición de tres años y medio de cárcel a seis sindicalistas de CNT

24S: Manifestación contra la petición de tres años y medio de cárcel a seis sindicalistas de CNT